El horno solar, la revolución de la cocina solar

El horno solar, el pilar de la cocina solar

Por • 25 julio, 2014 • ActualidadComments (0)1021

Desde WWF nos ha llegado esta curiosa iniciativa, en la que el cocinero semifinalista de la primera edición de MasterChef, Fabián León, elabora en un horno solar uno delicioso Gallo de San Pedro con cuscús vegetal. Los hornos solares son cajas térmicas aisladas que concentran la energía del sol y la mantienen en su interior. Pueden llegar a superar los 200 grados de temperatura sin coste energético, y lo mejor de todo es que los alimentos no se queman ni se pasan, lo que permite conservar los sabores y los valores nutritivos de los alimentos.

El horno solar para cocinar de WWF se encuentra instalado en su propio barco solar, impulsado únicamente por esta energía renovable, y ha servido de marco para la prueba de que la energía del sol puede aportarnos mucho en la vida diaria. Como ya vimos en los heliostatos solares, la energía del sol puede concentrarse y producir grandes temperaturas para generar electricidad. En este caso, la energía se acumula para concentrar el calor y cocinar platos sin gastarnos un euro en la factura de la luz.

Horno solar para cocinar

Durante el showcooking en Alcudia, enmarcado en el programa Emárcate 2014 de la ONG, Fabián León preparó un Gallo de San Pedro con uno de los hornos solares más convencionales, y el resultado puedes comprobarlo en el siguiente vídeo, en el que está acompañado por José Luis García Varas, responsable del programa marino de WWF. Una muestra más de que las recetas de horno solar dan cabida también a la alta cocina:

Tipos de horno solarTipos de horno solar

La cocina solar actualmente se alimenta de dos grandes tipos de horno solar o estufas solares: de concentración y horno o caja. Las primeras son representantes de la cocina parabólica solar, cuyo principio de funcionamiento consiste en concentrar la radiación solar en un punto focal, como una lupa. Para ello utiliza reflectantes parabólicos que unifican los rayos del sol sobre el punto para calentar la comida a altas temperaturas, por lo que es necesario utilizar protecciones para evitar quemaduras.

Respecto a los segundos, son los diseños propios de horno solar, que no quema los alimentos y no es necesario utilizar protecciones, ya que los materiales con los que se suelen hacer son de baja conducción del calor.

Otros tipos de horno solar son variantes de estos modelos de cocina solar, como las cocinas de panel, las calderas solares o las cocinas híbridas, en las que se combina la calefacción tradiciona junto con la energía del sol. En internet se pueden encontrar multitud de diseños y tutoriales para fabricar tu propio horno solar casero, e incluso se venden a precios muy económicos.

Ventajas y desventajas de los hornos solares

  • Tiene un bajo coste de fabricación
  • Puede cocinar, hervír y freír alimentos a la temperatura idónea (60-100 grados)
  • La energía necesaria es gratuita.

  • Tardan más tiempo en cocinar los alimentos
  • Hay que tomar precauciones para evitar quemaduras
  • No se puede utilizar en días nublados.

Imagen | WWF, Atlascuisinesolaire

Pin It

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *